Cervecería que estuvo muy de moda se reconvierte como restó gourmet

Fuente: Punto Biz ~ Con más de 20 años en el rubro gastronómico, una de las cervecerías más populares de la Avenida Pellegrini cambió de rumbo y se reinventó como un restó con coctelería y cocina gourmet. Se trata de La birra e bella, que bajó la persiana en plena cuarentena y ahora vuelve con nuevo nombre y propuesta. Olivia bistró urbano contará con una carta de platos elaborados y más 16 tragos de autor.

El local, ubicado en Pellegrini 1635, cerró sus puertas en marzo del año pasado. La decisión no fue por la pandemia, sino por un cambio de tendencia en el rubro cervecero que sus dueños ya vislumbraban. Tal es así que, según contó a Punto biz uno de los titulares del emprendimiento gastronómico “la cervecería dejó de ser negocio, vimos que el de la cerveza artesanal es un rubro que ya estaba saturado y entonces apostamos a este nuevo proyecto en el que la gente pueda disfrutar de una buena comida”.

En sus comienzos, los emprendedores se hicieron fuertes con la pizzería Bella Pizza, que llegó a tener varias sucursales en Rosario, siendo la principal la ubicada sobre Pellegrini entre Roca y España. Sin embargo, acompañando los cambios del sector gastronómico, hace algunos años decidieron subirse a la ola cervecera y abrir en el mismo lugar La birra e bella. Hoy cuando el boom atraviesa un momento de repliegue, encararon un cambio total del local y la propuesta y salen al ruedo con Olivia bistró urbano.

El nuevo espacio cuenta con una carta totalmente renovada, que deja atrás las pizzas y hamburguesas e incorpora en su lugar comidas caseras, platos gourmet y coctelería de primer nivel. La oferta se completa con más de 16 tragos de autor, 8 canillas de vinos tirados, diferentes clases de Gin Tonic y cerveza industrial, según indicó uno de sus titulares a Punto Biz.

La pandemia impactó fuerte en el sector de la gastronomía, y más aún en las cervecerías. El rubro que vivió una betería de aperturas en Rosario durante los últimos años, ahora está en baja. Y son varios los casos como el de La Birra e Bella que optaron por reconvertirse para evitar tener que bajar la persiana. La extensa cuarentena y la crisis económica llevó, según relatan distintos actores gastronómicos, a que las personas salgan menos y esto impactó de lleno en el rubro cervecero, que es un negocio de volumen. Por eso, bajarse del formato cervecero y acondicionar la estructura para apuntar un público más variado, les permite salir a flote en un escenario complicado para el rubro en general. 

La idea principal de los dueños de Olivia es contar con platos elaborados manteniendo los precios y también ir incorporando “gastronomía sana” a base de vegetales y carnes. “Buscamos tener todo de primera categoría para que no te duela la cabeza al otro día. Hay que seguir al mercado y hoy la propuesta va por otro lado. Además, pensamos manejarnos sólo con reservas previas en nuestro Instagram”, apuntaron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *