Nuestro representante pastelero ganó la «mención de honor al mejor extranjero»

Fuente: AHRCC ~ El argentino Juan Manuel Alfonso Rodríguez, patrocinado por la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (AHRCC) y el Instituto Superior de Enseñanza Hotelero Gastronómica (ISEHG), logró la «mención de honor al mejor extranjero» durante la final del Mundial de Panettone que se desarrolló el domingo en Milán, Italia.

En sus distintas fases, Alfonso Rodríguez superó a reconocidos pasteleros italianos y de otros países como España, Brasil y Estados Unidos. Finalmente quedó posicionado como el mejor representante no italiano de la exigente competencia mundial, recibiendo la “mención de honor al mejor extranjero 2021” de la especialidad y dejando atrás al pastelero de Singapur que también había accedido a la instancia decisiva. 

Es la primera vez que un representante de nuestro país llega a la semifinal y a la final de este importante Mundial.

La semifinal, de la que participaron 35 pasteleros internacionales, se llevó a cabo en Parma, en la prestigiosa Escuela Internacional de Cocina Italiana, mientras que la final se desarrolló en Milán durante la feria Host Milano.

Juan Manuel Alfonso Rodríguez es tercera generación de pasteleros en la Confitería Artiaga, situada en el barrio de Saavedra de la ciudad de Buenos Aires y que este año cumplió su 90 aniversario. Juan Manuel se clasificó al Mundial luego de ganar la competición nacional que se realizó en junio en la Escuela de Pastelería del Sindicato de Pasteleros. 

El Panettone World Championiship es el evento nacido y organizado en Italia que celebra el producto con levadura madre italiano más famoso del mundo: el tradicional Panettone Artesanal.

«Es un gran honor para mí. El hecho de competir por el mejor Panettone del mundo, que es el producto que más amo hacer y respeto, es algo fuera de este planeta. Además, venir de un país lejano para competir, aprender nuevas habilidades y conocer a tan prestigiosos pasteleros, fue un hermoso sueño hecho realidad «, contó eufórico Juan Manuel.

El Turismo del Vino tiene Plan de Marketing Internacional y Observatorio Económico

Fuente: FEHGRA ~ Representantes del INPROTUR, del Ministerio de Turismo y Deportes y de la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA encabezaron la presentación, junto a referentes de COVIAR y de la CAT. “Las perspectivas del turismo vitivinícola son infinitas. A pesar del duro golpe que ha significado la pandemia, estamos saliendo adelante”, dijo José Alberto Zuccardi, presidente de COVIAR.

El secretario ejecutivo del INPROTUR, Ricardo Sosa, junto a la Secretaria de Promoción Turística del Ministerio de Turismo y Deportes, Yanina Martínez y al Decano de la Facultad de Ciencias Económicas de la UBA, Ricardo Pahlen Acuña, participó de la presentación del Plan De Marketing Internacional y del primer Observatorio Económico del Turismo del Vino del mundo.

En el evento, que se realizó en el Ministerio de Turismo y Deportes, además, estuvieron presentes el presidente de la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR), José Alberto Zuccardi; el vicepresidente de la Cámara Argentina de Turismo (CAT), Fernando Gorbarán, y representantes del sector.

Ricardo Sosa expresó: “Estamos muy contentos de presentar este plan de marketing internacional y el primer Observatorio Económico del Turismo del Vino, consideramos que desde el INPROTUR hay que continuar con esta línea de trabajo que se ha venido trazando en la validación de los datos y de la información con la participación académica, más allá de la participación institucional y la participación del sector privado”. Agregó que los dos elementos se fundamentan aún más cuando tienen un apoyo académico, cuando tienen una participación de los representantes del sector privado y, lógicamente, cuando se lleva desde el Estado Nacional.

Por su parte, Pahlen Acuña celebró la creación del Observatorio en articulación con la Facultad de Ciencias Económica: “Estamos hoy aquí porque nos parece que la pata académica en el observatorio será en beneficio de todos y todas. Nos parece que el enoturismo es una arista muy importante de nuestro turismo. Creemos que este trabajo entre un Ministerio, organizaciones públicas y privadas y la Universidad es muy importante. Desde la Universidad de Buenos Aires y desde la Facultad de Ciencias Económicas en particular estamos a total y absoluta disposición de este observatorio y de cualquier emprendimiento que se pretenda hacer para servir a nuestra sociedad”.

El presidente de COVIAR manifestó: “Las perspectivas del turismo vitivinícola son infinitas. A pesar del duro golpe que ha significado la pandemia, estamos saliendo adelante. Exportamos vino, pero también la imagen del país y un producto cultural del país”. Indicó: “Creo que es muy interesante este trabajo. Nosotros tenemos un slogan que es ‘el vino nos une’, y esto es eso, el turismo pone en valor esto, nos une. Y creo que es fundamental tener un observatorio que analice las tendencias y oriente la toma de decisiones. Y tener un plan de marketing internacional nos da herramientas para trabajar en una actividad que tiene una potencia enorme”.

Fernando Gorbarán celebró el encuentro y dijo: “Creo que es un gran motivo de celebración la creación del Observatorio. Para la CAT, el vino es una apropiación de los argentinos y argentinas. Medir el Impacto que tiene esta actividad es muy importante para el turismo argentino. Necesitamos al vino porque lo vendemos en el mundo como uno de los valores de promoción turística”.

El cierre de la presentación lo realizó la secretaria de Promoción Turística del Ministerio de Turismo y Deportes, Yanina Martínez, quien afirmó que esta alianza es fundamental para lograr que la reconstrucción postpandemia sea de una mejor manera”. “La Argentina sigue trabajando muy fuerte en esta actividad. La industria del vino genera aproximadamente 385 mil puestos de trabajo en Argentina. El enoturismo es una actividad que podemos vender al mundo a través del INPROTUR. Tiene la cualidad de producir, importar y generar puestos de trabajo”.

Foto: Pixabay.

Resurge la gastronomía: invierten u$s800.000 en restó en ex Paseo Alcorta

Fuente: Ámbito ~ “Arriba” es parte del plan de expansión del grupo empresarial argentino Bla Food.

El levantamiento de la mayor parte de las restricciones que sufría el sector de la gastronomía por la pandemia le dio un nuevo impulso al sector. Muchos de los emprendimientos que sobrevivieron al confinamiento estricto están recuperando terreno y encarando planes de expansión.

En este contexto, el grupo argentino de empresarios gastronómicos Bla Food Group encaró una inversión de u$s800.000 dólares para construir un restaurante en la terraza del Alcorta Shopping (ex Paseo Alcorta), uno de los principales centros comerciales del grupo Irsa.

El restaurante se llamará Arriba y será inaugurado hacia fin de este año. Bla Food lo define como “una nueva experiencia gourmet”, ya que pretende revolucionar el concepto tradicional con una oferta ultrasofisticada de platos y atención continuada desde la mañana hasta la madrugada. La propuesta está a tono con el cambio de concepto que Irsa impulsa para sus centros comerciales desde la reapertura pospandemia, donde la prioridad es la experiencia de los consumidores antes que la compra en sí misma. Por eso, en los shopping centers del grupo ahora es posible encontrar concesionarias de autos, canchas de fútbol 5 y paddle, consultorios médicos y bancos, entre otros rubros.

En diálogo con Ámbito, Lucas Roballos, director de Bla Food Group, explicó que “el proyecto de Arriba implica una reforma importante en la terraza de Alcorta Shopping, ocupando el área que dejó Starbucks más una parte de lo que era el patio de juegos al aire libre. El restó va a tener ingreso independiente a través del estacionamiento del shopping, ya que vamos a estar abiertos hasta las 3 AM”.

Respecto de la inversión, Roballos destacó que “estudiamos muy bien todas nuestras inversiones, que financiamos con fondos propios. Somos tres socios jóvenes (apenas superan los 30 años) y operamos con una estimación de recupero de un año y medio aproximadamente”.

“Tuvimos que hacer un gran esfuerzo durante el peor momento de la pandemia para mantenernos abiertos, pero ahora estamos atravesando un gran auge de demanda”, añadió.

El grupo Bla Food tiene varios emprendimientos. El más reciente es Spritzza, un restó que combina la oferta de pizzas gourmet y 16 variedades de spritz con su propio aperitivo Santino Stevani’s. Se inauguró en marzo pasado en una esquina clave de Palermo Viejo.

Con Spritzza el grupo también tiene planes de expansión, ya que su objetivo es abrir uno en cada barrio emblemático de la Ciudad de Buenos Aires. “Estamos buscando locales y la idea es mantener la gestión propia, sin franquicias, porque nos preocupa mucho mantener la calidad en todos los detalles”, dijo Roballo.

El empresario reveló que también trabajan en otro proyecto, sobre el cual no quiso adelantar muchos detalles. Sólo dijo que se trata de un restó de pastas con enfoque innovador. También están a la búsqueda de una locación adecuada.

El grupo es dueño también de Invernadero, el primer restaurante y bar de gin tonic tirado, en los jardines de la Biblioteca Nacional. Y tiene además el local bailable África frente al cementerio de la Recoleta.

Gastronomía: «El sector necesita una reactivación y una muy fuerte temporada»

Fuente: El Marplatense ~ El referente de los empresarios gastronómicos, Hernán Szkrohal, destacó la i9mportancia de un buen verano para los dueñosa de los comercios como para los empleados y se mostró optimista: «Se augura una temporada de verano extremadamente fuerte».

Desde distintos sectores del municipio y de la economía no sólo se espera sino que además se sostiene que la temporada de verano va a ser una de las mejores de los últimos años, tomando como punto de referencia la gran cantidad de visitantes que llegaron a Mar del Plata durante el último fin de semana largo.

Esto se traduce en buenas noticias para la economía de la ciudad, tan golpeada por la pandemia. Uno de los sectores que necesita una buena temporada es la gastronomía y, en ese marco, es que se están precisando empleados capacitados, ya que muchos migraron a otros rubros a partir de las restricciones.

«Hay un boom con respecto a la gastronomía en Mar del Plata con gente que viene de otros lugares a querer instalarse y ven una oportunidad debido a las restricciones que hay a nivel internacional. Eso hace que tengamos que trabajar más que nunca mancomunadamente con el sindicato en la capacitación de personal y búsqueda de empleados, ya que se augura una temporada de verano extremadamente fuerte», expresó en referencia, el empresario Hernán Szkrohal en diálogo con El Marplatense.

En relación a la inauguración de la nueva obra de UTHGRA, que será un  un edificio donde se nucleará toda la organización con consultorios médicos, capacitación , sindicato, piletas y spa, sostuvo que «es un proyecto muy importante, ya que se habla de instalaciones de primer nivel para todo lo que tiene que ver con el sector del trabajo. Es un excelente proyecto para la ciudad«.

Asimismo, afirmó que deben seguir «trabajando con la vuelta del trabajador gastronómico que migró por la pandemia después de tantos meses sin certezas y cerrados. El sector necesita una reactivación y una muy fuerte temporada, tanto para el empresario como para el trabajador«.

Apuntan a Fisherton como próximo polo gastronómico

Fuente: La Capital ~ El municipio quiere llevar oferta para satisfacer la demanda creada por un gran crecimiento demográfico y la aparición de muchos proyectos inmobiliarios en la zona.

En el marco de la planificación urbana que se piensa desde el Estado para dar orden al proceso anárquico de movimientos poblacionales, desarrollos inmobiliarios y aparición de servicios que satisfagan demandas de la nueva fisonomía de los barrios de Rosario, el Municipio mira a Fisherton como próximo polo gastronómico.

Una vez asentados el histórico Pellegrini, y más cerca en el tiempo Pichincha, desde la cartera de Desarrollo Económico y Empleo comienzan a mirar otras zonas donde aparezcan otras ofertas diversificadas con perfil propio, para atender la necesidad de consumo de lugares que han cobrado alta densidad de habitantes por la construcción de viviendas y el asentamiento de familias. Como ya dio cuenta La Capital hace algunas semanas, una de ellas es Refinería. Ahora, el objetivo aparece también al noroeste de la ciudad.

Tradicional barrio de Rosario, con una historia ligada al tren (sus primeros habitantes fueron ingleses que se desempeñaban como personal jerárquico del Ferrocarril Central Argentino) y que acaba de cumplir 132 años, Fisherton estuvo siempre caracterizado por la presencia de viviendas bajas, con jardines y veredas arboladas, pero desde 2019 no paran de cercarse terrenos para construir condominios de vivienda colectiva en donde antes solo había una gran casona.

Vinculado a ese despliegue inmobiliario, sumado al éxodo de rosarinos que se instalaron en Funes y Roldán, el Ejecutivo local se muestra interesado en atraer inversores a la zona y que se consolide como un polo que ofrezca una oferta de calidad para todo el oeste, a partir de dos grandes núcleos: el Aeropuerto Internacional Islas Malvinas, con muchas nuevas urbanizaciones que surgieron a su alrededor e incluso el shopping Plaza Open Mall, inaugurado en 2013; y la calle Eva Perón, tradicional corazón comercial y gastronómico de la zona.

El proyecto aún se encuentra mayormente en el terreno de las intenciones, y por el momento están juntando interesados, pero es un sitio atractivo que empieza a tener un movimiento visible. Se trata de una zona que aún tiene pocas opciones para la gran densidad poblacional que adquirió, pero de a poco muchas marcas y propuestas van haciendo aparición.

Una de las características es que hay propiedades de gran valor patrimonial, especiales para la instalación de propuestas gastronómicas de calidad. Sobre Eva Perón hay algunos locales a los que están buscándole proyectos a medida, y el entorno del shopping del aeropuerto es otro lugar a aprovechar.

Desde el municipio creen que es un sector que en este contexto de recuperación económica tiene inmejorables condiciones de despegue. “Sobre la oferta gastronómica y comercial ya instalada, es un barrio con alto potencial, donde hay proyectos con solicitud de permiso, e iniciativas que todavía no llegan a materializarse, pero hay disponibilidad de inmuebles”, afirmó el titular de la cartera productiva local, Sebastián Chale.

Chale cree que se trata de un sector de la ciudad que tiene “condiciones óptimas” por accesibilidad y ubicación para generar un punto de atracción no solamente para los habitantes del barrio, sino también para la gente de la región (la idea es que tome público de Funes y algo de Roldán) e incluso para visitantes. Entre las ventajas, destacó “sus inmuebles de alto valor patrimonial y la calidad de los bares y restaurantes que ya existen”, por lo que no se trata de crear algo de cero sino de potenciar algo que tiene su propia atracción.

“Los polos gastronómicos se terminan dando porque en el sector hay una cantidad de emprendedores y empresarios más jóvenes que entendieron que no compiten entre sí, sino que lo que funciona es que haya núcleos en los que cada uno hace una oferta complementaria, y eso hace que se termine poniendo de moda”, explicó el funcionario. La intención de la actual gestión es apuntalar ese proceso, y que en la ciudad surjan otras referencias con opciones diversas para todo el mundo. El actual contexto de reactivación puede ser un socio fundamental en esa búsqueda.

Cuidar el entorno

“La gastronomía de Fisherton es barrial. Hay restaurantes de clubes, y algunas propuestas por calle Córdoba, pero la oferta sigue siendo medio escueta y posterior a la pandemia hay menos todavía”, define Jorge Thoroughgood, dueño del restaurante Gimme Shelter (Bulevar Argentino al 8000). El gastronómico dice que el crecimiento demográfico de la zona es alto, con muchos emprendimientos de condominios como Fisherton Park o Ayres de Fisherton que le van a dar otra condición al barrio: “Esto es como San Isidro en Buenos Aires, con propiedades de 3 mil o 4 mil metros cuadrados de parque. Las familias de gente más longeva, cuyos hijos se van de las casas, después no saben qué hacer con semejantes propiedades”, apunta.

En ese sentido, se mostró de acuerdo en la propuesta de instalar un polo gastronómico pero dijo que el proyecto debe “ser cuidadoso con el entorno”, como lo hizo al montar su restaurante, que está emplazado en el casco histórico del barrio: “Mi familia está en Fisherton desde mis abuelos. Me siento cómodo siendo un buen vecino”, dijo Thoroughgood, quien tuvo durante 20 años el local Pueblo Fisherton, sobre Eva Perón, inmueble sobre el que hoy están construyendo un edificio de cinco pisos.

En 2019, junto a la bodega Araujo abrió Gimme Shelter en una casa de finales del siglo XIX con historia propia: la construyeron los Egginton, que luego volvieron a Inglaterra, y la compró David Parr, quien con el tiempo se quedó solo en Argentina y sufría secuelas por combatir en la Segunda Guerra Mundial. Hermitaño que vivía con muchos perros y gatos, fue un personaje curioso del barrio hasta que en 1994 un incendio intencional dejó la casona destruida.

Finalmente fue adquirida y reconstruida por Carlos Araujo, quien aceptó la propuesta de Thoroughgood para hacer un restaurante. “Fue una patriada, porque es un elefante blanco en el barrio. Es algo distinto, un local de 500 metros cuadrados con dos mil de terreno. Más que un menú, lo que ofrecemos es una experiencia”, cerró.

Bar de viejes, de Instagram a un mapa interactivo para que los cafés de toda la vida no cierren

Fuente: Clarín Gourmet by María Belén Etchenique ~ Su creadora empezó publicando datos y fotos de bares del circuito “no notable” de la Ciudad. Y ahora lanzó un GPS para encontrarlos.

“El bar es el bosque que le queda a la ciudad”, dijo el escritor y periodista Enrique Symns, 26 años atrás. Y la frase, la metáfora que proyecta, no se oxida. Un jueves de septiembre de 2021, la mujer detrás de Bar de Viejes -no se dirá su nombre, porque así lo pide y apenas autoriza a decir su edad (33 años)- usa las palabras de Symns para explicar qué es eso que hace y que define así: una forma de resistencia cultural, un mapa de los cafés de toda la vida y una guía para que más personas habiten los bares, antes de que ese bosque se extinga.

Empezó cuatro años atrás. Lo hizo de manera elemental: desplazándose a pie o en colectivo hasta cada uno de los bares, sentándose a sus mesas; probando el café, el flan, el sándwich de crudo y queso; viendo a dueños, mozos y clientes; tomando registro.

Así, varios días por semana, en forma metódica, trazó un circuito alternativo. Un circuito distinto al celebrado en el Día de los Cafés Notables, cada 26 de octubre. Y llevó esos recorridos a una cuenta de Instagram.

Ahí se descubre que los bares solían tener muchos espejos, para que el mozo pudiera ver cada rincón del salón, incluso, de espaldas. Y se ven imágenes que muestran las mesas de fórmica, las ventanas que dicen en letra imprenta mayúscula “café” y “bar”, las sillas Thonet, la taza de vidrio marrón, la servilleta que no limpia, el sifón de soda. Cada dato y cada foto acumula cientos de likes y la cuenta, decenas de miles de seguidores. Es el escenario ideal para la melancolía, pero Bar de Viejes no la subraya.

“No es un álbum de fotos ni un rescate nostálgico -dice la creadora-. La mirada tampoco es arqueológica. No se relaciona con los bares que ya no están ni hay una búsqueda de ir y reponer ese pasado. Bar de Viejes es un proyecto sobre los bares que existen hoy en la Ciudad de Buenos Aires, y eventualmente en la Argentina. Tiene que ver con lo vivo”.

La pandemia lo alteró todo. También, los planes de Bar de Viejes. El proyecto había recibido financiación del Ministerio de Cultura porteño para el armado de una página web y se había organizado un ciclo de encuentros en distintos cafés. Pero ni lo uno ni lo otro pudo hacerse.

“Durante el encierro, muchas personas reaccionaron con una hiperproducción de contenidos digitales: fotos, videos, transmisiones en vivo en redes sociales. Tomé la decisión de no subirme a ese tren. Los bares no estaban funcionando y no quise bombardear con imágenes imposibles, que sólo generaban ansiedad o se quedaban en lo evocativo”.

En cambio, la administradora de la cuenta se dedicó a avanzar con la construcción de la página y con la carga de datos del mapa interactivo, que desde fines de agosto de 2021 está online. “El mapa se recortó porque la ciudad cambió. Un 15% de los cafés que había relevado cerraron. Son alrededor de 100 bares de viejes menos”, dice. Y sobre lo que existía y perduró, hubo que sumar información nueva, antes impensada.

“Muchos bares que no tenían WhatsApp ni Instagram, de repente se abrieron una cuenta. Muchos que no tenían delivery ni take away, de repente tuvieron. Sumaron wifi. Una situación tan extrema como la pandemia los obligó a hacer en tiempo récord lo que no habían hecho en décadas”.

Bar Buena Medida, un clásico de La Boca. Foto: Fernando de la Orden
Bar Buena Medida, un clásico de La Boca. Foto: Fernando de la Orden

Hablar de un bar es hablar de la historia de una sociedad. De cómo se organizó la inmigración (detrás de la mayoría de los bares hay gallegos y asturianos), de trabajo (suele haber mucha contratación informal) y de identidad barrial. También es hablar de género.

Lo primero que la impulsora de Bar de Viejes pensó fue por qué. ¿Por qué siempre habitués varones adultos, blancos y heterosexuales? La pregunta volvía en cada bar. Y, cuando ya llevaba un año recorriendo y fotografiando los cafés, decidió trabajar con las palabras. Primero cambió la O de viejos por una arroba. No le pareció suficiente y sustituyó el arroba por una E. Viejos mutó a viejes.

Bar Oriente. En los "bares de viejes" se reúnen vecinos, taxistas, oficinistas y un etcétera en el que puede entrar cualquier oficio e identidad. Foto: Gentileza @bardeviejes
Bar Oriente. En los «bares de viejes» se reúnen vecinos, taxistas, oficinistas y un etcétera en el que puede entrar cualquier oficio e identidad. Foto: Gentileza @bardeviejes

En forma histórica, muchos argentinos adoptaron un bar. Lo usaron como una extensión de su casa, como una réplica del espacio interior en el afuera. Pero en algún momento los bares de toda la vida dejaron de serlo. Y durante la pandemia se aceleraron las despedidas, en su mayoría virtuales, con mensajes en Facebook, Twitter o Instagram, alguna anécdota, quizás una foto vieja y emojis de llanto.

“Bar de Viejes propone repensar el hábito, actualizar la herencia. Quizás hoy no nos reúnen las mismas actividades que reunían a las personas a principios del siglo XX. O quizás sí. Pero si queremos que estos bares sigan, pensemos cómo estar en ellos, cómo poner el cuerpo, sin desplazar al habitué, que va y seguirá yendo”.

La crisis económica primero y la pandemia después dirigieron al sector hacia una situación crítica, en muchos casos, terminal. Pero en el desastre, la cuarentena obligó a reparar en lo más cercano. Por ejemplo, el bar de la esquina que por demasiado común antes no se registraba.

“La mirada local fue la mirada posible porque no hubo otra: no nos podíamos mover, no se podía circular libremente por la ciudad, no podíamos viajar. Por ese lado, hubo una apertura a mirar lo próximo,lo barrial, que ojalá sea positiva”, dice la impulsora de Bar de Viejes.

Los seguidores de la cuenta de Instagram -esos que le suman likes y comentarios a cada foto o sugieren otros bares para retratar- tienen entre 25 y 45 años. Para ese rango etario, aunque puede ser para cualquier otro, se pensó el mapa interactivo. “Es una herramienta digital para conectar lo que hoy está desconectado: los bares de viejes y las generaciones jóvenes”.

Y hay razones para acercarse. Los cafés son espacios austeros, con precios accesibles y décadas de experiencia gastronómica. Al sentarse a una mesa, y si ese ejercicio se sostiene en el tiempo, ocurre un fenómeno extraño, una especie de familiaridad indiferente, un equilibrio entre estar acompañado y solo.

“Funcionan como un hogar urbano. Un refugio donde se puede descansar mental y físicamente. Alcanza con estar, no hay que producir. Se puede hacer tiempo: alquilar una mesa para mirar la ciudad a salvo del afuera. Creo que eso es lo que los hace convocantes y no es algo que sólo convoque a los argentinos, sino a cualquier persona, en cualquier parte. Es una necesidad humana”.

Cómo funciona el mapa interactivo

El mapa ofrece la opción de geolocalizar al usuario para que encuentre el bar más cercano a su ubicación. En la herramienta se puede filtrar por los cafés que están abiertos en ese momento. También, por nombre, barrio y categorías (cervecería, minutas, parrilla, sandwichería, etc.).

Por los cambios que impuso la pandemia, se agregó la opción de delivery y take away. El mapa se puede consultar en la web bardeviejes.com.ar.

El mapa interactivo, visto desde el celular. Foto: gentileza @bardeviejes
El mapa interactivo, visto desde el celular. Foto: gentileza @bardeviejes

Ciclo de encuentros

Bar de Viejes seguirá como cuenta de Instagram y como página web y a partir de este mes sumará un newsletter quincenal y el ciclo “Bar abierto”, que estaba pensado para 2020, pero que el Covid suspendió. Serán encuentros culturales, de música y gastronómicos en un bar distinto al mes

“Es una respuesta activa a la situación crítica de los cafés y es una invitación directa a la comunidad para actuar y generar espacios de encuentro en un mundo pospandémico”, dice la creadora del proyecto.

La ‘disputa’ de la puesta del sol: ¿los wine bars son las nuevas cervecerías?

Fuente: Cronista ~ Cada vez más bares apuestan al vino que se vuelve protagonista de los encuentros entre amigos. Pero el ritual de las cervecerías no se abandona. ¿Por qué el vino ganó terreno? ¿La gente, en definitiva, qué prefiere para cada situación? Hablamos con los dueños de propuestas que se lucen ‘de ambos lados’. Además: ¿por qué hay que elegir una sola opción?

¿Ipa, stout, irish o blonde? Solía ser la pregunta que se iba formando en nuestra cabeza a medida que se acercaba el fin de la jornada laboral. Pero en este último tiempo, post cuarentena, las opciones empiezan a variar. Las cervecerías o los bares de siempre siguen tentando, aun así las propuestas que tienen al vino como protagonista, atraen por su novedad. ¿Las birras artesanales dejaron de ser el must de todo after para mutar a los vinos?

Es indiscutible que hace unos años se hablaba mucho del boom de las cervezas artesanales: ¿podremos hablar ahora de un incipiente boom de los winebars? «Creo que hace un tiempo, la cerveza le ganó terreno al vino, llegando de una manera más descontracturada al público joven -nos confesaba German Colli, uno de los socios de Cowi, bar de vino y café, en una charla con MALEVA -. Eso recién con la pandemia creo que se logró dar vuelta.»

Los grupos de amigos siguen bancando a la birra para los encuentros relajados.

La barra y la «pizarra» del bar de Rabieta en el Hipódromo de Palermo

«Tomar cerveza artesanal es disfrutar del encuentro», nos contaba Maru Kilzi, encargada de marketing de Rabieta Cerveza Malcriada. Pensar en ir a tomar una cerveza artesanal es transportarnos a un ambiente relajado; divertido; con risas, charlas y hasta algún grito de fondo. Son las mesas largas llenas de grupos de amigos las que suelen ocupar el lugar central. «Vengo siempre con mis amigas. Es el momento de ponernos al día, quejarnos del laburo y relajar con una birra«, se animó a compartirnos Sofía, habitué de Rabieta Brewhouse en el Hipódromo de Palermo, uno de los preferidos de la Capital.

«El maridaje se encuentra en el centro de las experiencias. En el mundo vinícola, es un concepto ya muy escuchado. Las catas de vino suelen ser siempre acompañadas de platos maridados, es decir, que combinan y se complementan a la perfección. Pero esta idea también se hace presente últimamente, en los bares de cerveza…»

Con más de 25 canillas, Baum Palermo también afirma ser uno de los elegidos para esas cervezas bajo los últimos rayos del sol. La versatilidad de opciones, permiten ajustarse a casi todos los gustos. No se puede negar que las cervecerías tienen su lugar afianzado en el recorrido de bares. Estamos acostumbrados a salir y optarlos como opción. «Son los lugares de siempre. Es el volver a disfrutarlos luego de un año entero sin poder visitarlos», acuerda un grupo de chicos sentados en una de las mesas de la vereda de Baum. «Los atardeceres espectaculares, el estilo propio del lugar y nuestra maestra cervecera hacen de la experiencia Rabieta una sin igual», agrega Kilzi.

El vino: nuevo protagonista de la noche argentina (y un gran compañero para las historias). PUBLICIDAD

El vino como protagonista en Cowi de Belgrano

Las vinotecas y los winebars están en el foco de las nuevas miradas. Con propuestas cada vez más cancheras y atractivas, el vino está logrando afianzarse como una de las opciones más elegidas a la hora de salir a tomar algo. «En Cru creemos que el vino es más que un producto. Es una razón para reunirse, para festejar, acompañar, para conocer historias«, nos dijo Melina Nuñez Ramos, una de las socias de Cru Deli & Wine.

«Creo que hace un tiempo, la cerveza le ganó terreno al vino, llegando de una manera más descontracturada al público joven -nos confesaba German Colli, uno de los socios de Cowi, bar de vino y café, en una charla con MALEVA -. Eso recién con la pandemia creo que se logró dar vuelta…»

Generalmente, a los bares de vinos se los asocia a ambientes más personales e íntimos. Pero esta tendencia parecería estar mutando. «Somos el plan de muchas parejas los fines de semana, pero estamos notando que los grupos de amigos también nos elijen mucho -nos contaba Melina-. Mucha gente viene a Cru en plan after.»

German Colli, de Cowi, nos explicaba que sus locales de Belgrano (3 de febrero 1167) y Palermo (Armenia 1447), fueron acompañando el proceso que fue haciendo el mundo del vino para intentar llegar a un público más joven. «Creo que les gusta la propuesta de tomar vino por copa para poder ir probando y degustando distintas cepas y sabores a la vez que son asesorados por nuestros sommeliers.»

Los diez restaurantes preferidos de Roy Asato

En definitiva…¿Por qué hay que elegir uno solo?

Solemos siempre en la vida, plantearnos situaciones de contraposición. Pero en este caso, cuando se juegan dos preferidos – cerveza y vino -, está muy difícil elegir. La respuesta ideal para este falso dilema es justamente: birra y vino. «Lo que los diferencia son las situaciones de consumo», nos decían desde Rabieta.

La clave, de los spots elegidos, está en generar sensaciones. Son estas las que terminan por definir a dónde vamos y qué elegimos. El caso es que el mundo de la cerveza artesanal y el de los vinos, están cada vez más cerca el uno del otro. Ambos ponen el énfasis en los mismos elementos.

Tanto en las brewhouses como en los winebars se les da prioridad a los procesos de creación y la calidad de los productos. «Al manejarnos con la mejor calidad, la experimentación sensorial no tiene fin», nos explicaba Juan Carlos Flores, uno de los dueños de Baum Palermo.

El maridaje se encuentra en el centro de las experiencias. En el mundo vinícola, es un concepto ya muy escuchado. Las catas de vino suelen ser siempre acompañadas de platos maridados, es decir, que combinan y se complementan a la perfección. Pero esta idea también se hace presente últimamente, en los bares de cerveza.

«Cada dos meses se elige un estilo de birra y se hace su maridaje. Cada estilo está asociado a una comida determinada», nos contaba Maru Kilzi cómo funciona en Rabieta. «La combinación que no falla es el brownie con helado y una cerveza oscura. O si hablamos de algo más específico el burrito de cerdo braseado marida perfectamente con una Old Ale ya que su carga alcohólica barre la grasa del paladar y permite degustar todo aún mejor», explicaba José Carlos Flores.

Además, los locales de ambos sectores se preocupan por ofrecer experiencias similares. La estética es un detalle a destacar. Cada espacio suele tener su propio atractivo, porque que nada es dejado libreado al azar. A su vez, las bebidas suelen ir acompañadas de distintas propuestas como música en vivo, arte, DJ sets. Ingredientes ideales para agregar a cualquier noche. Entonces lo importante es el juntarse, el disfrutar, probar, compartir y experimentar. ¿El ideal? Con un vaso de cerveza en una mano y por qué no, una copa de vino en la otra.

Nueva Guía de Buenas Prácticas en las Relaciones de Consumo con Perspectiva de Géneros y Diversidades

Fuente: CIAI ~ A través de la Resolución Nº 1040/2021, publicada en el Boletín Oficial del 19 de octubre pasado, la Secretaría de Comercio Interior presentó el documento «Guía de Buenas Prácticas en las Relaciones de Consumo con Perspectiva de Géneros y Diversidades» que aspira a generar relaciones de consumo saludables, sustentables, igualitarias y respetuosas de la dignidad humana. Esta guía surgió del trabajo conjunto con el Gabinete de Género del Ministerio de Desarrollo Productivo, Asociaciones y referentes del sector privado, público, académico y de la sociedad civil en general con el objetivo de garantizar los derechos de las y los consumidores en sus relaciones de consumo.

De acuerdo a la Guía, se entiende como prácticas sexistas aquellas que naturalizan las desigualdades de género, crean estereotipos rígidos y limitantes, subordinan a las mujeres y a las personas LGTBIQ+ y se presentan en los distintos momentos de las relaciones de consumo, siendo necesario incorporar perspectivas de géneros y diversidades para abordarlas. La “Guía de Buenas Prácticas en las Relaciones de Consumo con Perspectiva de Géneros y Diversidades” propone la formulaciones de distintas recomendaciones para identificar y desarticular estas prácticas.

A continuación podrán descargar la Guía:

anexo_6448934_1 (1)

Gastronomía for export: argentinos que conquistan nuevos mercados

Fuente: BAE ~ En los últimos meses, muchas casas conocidas desembarcaron en ciudades como Montevideo, Madrid y Miami.  Desafíos y adaptación a un público diferente. 

Cada vez son más los empresarios gastronómicos locales que tienen su mira en el exterior. Tras cosechar aplausos entre el público argentino, muchas restaurantes conocidos salieron a dar pasos en mercados de América y Europa. Los desafíos son grandes pero las fortalezas de haber macerado su negocio en nuestro país logran imponerse. 

Fabric Sushi, Tomasso, Mudrá, La Birra Bar, Paris Crepas, Sushi Club y Hell’s Pizza son algunos de los que abrieron o están por abrir sucursales afuera de estas fronteras. La posibilidad de seducir a nuevos públicos ofreciendo productos elaborados con dedicación y recaudar en moneda extranjera entusiasma a los emprendedores del sector.

Con su propuesta de pizzas y empanadas artesanales a precios razonables, Tomasso sigue creciendo en el país y empezó a dar pasos en el exterior: desembarcó en agosto en Montevideo. La apertura forma parte de un plan de expansión que inició con la inauguración de una sede en Asunción, Paraguay, en marzo de este año. «La empanada es un producto que cada vez más global y dentro de este segmento, la empanadas argentina es de las más famosas del mundo por lo que ahí está el mayor atractivo, a lo que nos dedicamos se está convirtiendo en tendencia a nivel mundial», describe Diego Parra, gerente de la marca que ofrece desde las variedades clásicas a rellenos más elaborados y contemporáneos como la cheeseburger o bondiola BBQ. Según describe, «los mayores desafíos tienen que ver con entender la idiosincrasia de cada país y la forma de incluir nuestro producto entre las opciones del día a día».

Uruguay también es el destino elegido por Hell’s Pizza. Aunque sus planes de aperturas debieron postergarse por la pandemia, están desarrollando para el año que viene locales en Montevideo y Punta del Este. Pero piensan llegar más lejos. «En en este momento tenemos a uno de nuestros socios es Madrid en negociaciones para abrir el primer local en Europa y yo justamente ahora estoy en Miami donde queremos desarrollar el primer local de Estados Unidos y desembarcar la cadena acá», señala Matías Cabrera, socio fundador de esta propuesta que impuso la pizza ¨by the slice¨ con originales ingredientes orgánicos de pequeños y medianos productores locales. En eso residen algunas de sus fortalezas para salir al mundo con confianza. 

Dos cadenas famosas de sushi, también decidieron poner el pie en mercados fuera del país. Fabric Sushi abrió en este último tiempo 3 sucursales en Uruguay (2 en Montevideo y una en Punta del Este) y una en Santa Cruz de la Sierra, Bolivia. Según explica Pablo M. Dayan, Co – Founder, la decisión se tomó porque tuvieron buenas propuestas, buenos franquiciados. «Fabric Sushi es una marca argentina, exportable, eso nos vuelve mas fuertes en nuestro país también que es nuestro mercado principal. El aliado es fundamental, que tengan conocimiento de campo y sean pragmáticos a la hora de acomodarse e interpretar una marca, pero también la marca tiene que acomodarse al mercado al cual está ingresando», dice.

SushiClub tiene 3 locales en México (dos abiertos en 2020), uno en Paraguay y desde este año están en Uruguay (Montevideo). Tomás Pugliese, Gerente General SUSHI CLUB, destaca algunos de los puntos fuertes con que salen los argentinos a la cancha visitante: «Estamos acostumbrados a vivir en un entorno muy volátil que nos obliga a desarrollar una creatividad muy valorada en otros mercados. Si ésta capacidad de creación e innovación la llevamos a nuestros productos y servicios pero adaptándonos empáticamente a las reglas del país de destino, la conjunción de variables nos dan un atributo de valor muy potente».

Con osadía y confianza en lo que saben hacer, La Birra Bar emprendió la hazaña de salir a ofrecer hamburguesas en la meca de las hamburguesas: Estados Unidos. Abrieron su local en Miami a mediados de este año. «La reacción del público fue espectacular. Si bien están acostumbrados a comer lo que hacemos nosotros, no están acostumbrados a comerlo como lo hacemos nosotros. Eso produjo una reacción muy positiva en el 100 por ciento de las personas. Está produciendo una realidad que no imaginamos que iba a ser tan pronto. Hasta la Cámara de Comercio de Miami nos entregó un reconocimiento y fuimos invitados a los dos eventos de comidas más importantes que tiene la ciudad», explica a BAE Negocios Daniel Cocchia, dueño de La Birra Bar. 

Según cuenta, parte de los desafíos que enfrentaron para instalarse fue lograr que el producto fuera lo más parecido al de Buenos Aires. Para eso hicieron pruebas con ingredientes hasta encontrar el perfil de sabor adecuado. La trazabilidad, lo artesanal y casero, el entusiasmo de ser una empresa familiar es parte de la fórmula de la marca. Hay planes para continuar la expansión en Miami y empezar a desbordar hacia otras ciudades y estados. Además, desembarcarán en Madrid el año que viene y después en Portugal. 

Mudrá, propuesta gastronómica plant based nacida en 2020, uno de los pioneros de la comida basada en plantas en Buenos Aires, hará también su incursión en el viejo continente, en Madrid, entre finales de diciembre y enero 2022. Llegará con los sabores únicos de la carta diseñada por el chef norteamericano Matthew Kenney al Barrio Salamanca en un local con capacidad de 100 cubiertos. 

Clásico moderno, Paris Crepas está en plena expansión en la ciudad de Buenos Aires y aspira a seguir abriéndose paso en el 2022 con franquicias. Dentro de las metas está llegar con ese sistema a Miami, Barcelona y Madrid, siempre que se vayan alcanzando los objetivos planteados

Adaptarse sin cambiar identidad

Sin perder el sello propio, los restaurantes sintonizan con el paladar del nuevo mercado y los productos propios del lugar. En el caso de Fabric Sushi, el 80 % de la carta es igual, el 20 % se adapta. Tomasso también incorpora ingredientes para mejorar la penetración en los mercados locales.  Por ejemplo, en Paraguay sumaron una opción de gusto en las pizzas con queso Catupiry (queso suave de bajo nivel de acidez) por ser un producto muy tradicional, parecido al requesón, y de consumo masivo en las pizzas a nivel local. 

Pensando en los nuevos mercados que tienen en la mira, Hell’s Pizza confía encontrar elementos valiosos para sumar. «En el caso de Uruguay los lácteos son buenísimos, en Estados Unidos la oferta de productos es muy amplia», dicen.

Nuevos horizontes para fórmulas gastronómicas que ya se ganaron la aprobación del público argentino. 

“Morfar” llega a San Juan, un programa innovador de la mano de Visit Argentina

Fuente: Si San Juan ~ El próximo 22 de octubre estará el chef sanjuanino Mauricio Savoca en el programa #MorfAR, mostrando un plato típico de la provincia.

Visit Argentina anunció el lanzamiento de Morfar, su nuevo ciclo de activaciones digitales en su cuenta de Instagram, Facebook, YouTube, Twitter y LinkedIn. El mismo fue presentado por el secretario ejecutivo del Instituto Nacional de Promoción Turística (INPROTUR), Ricardo Sosa y la presidenta del Consejo Federal de Turismo (CFT), Claudia Grynszpan, junto a diferentes autoridades provinciales.

Se trata de otra innovadora iniciativa dedicada, en este caso, a las delicias gastronómicas de las seis regiones del país. En esta oportunidad llega a San Juan y se estrena este viernes 22 de octubre a las 18 en las cuentas digitales de Visit Argentina.

En esta ocasión, el chef sanjuanino Mauricio Savoca enseñará una receta característica de la provincia. El “tomaticán con pan de cedrón” es el plato elegido elaborado con tomates sanjuaninos orgánicos y una hierba característica de la región que se utiliza en infusiones y comidas, esta acompaña perfecto con su aroma fresco en esta preparación.

El objetivo principal de este ciclo gastronómico es acercar la cocina argentina a la comunidad internacional.

Cabe destacar que en total serán 72 programas de diferentes lugares del país, con gastronomía típica de cada localidad. Los usuarios que se sumen podrán ver a distintos maestros y maestras de la cocina nacional que mostrarán en detalle la diversidad de las recetas argentinas agrupadas en el Fondo de Promoción Turística. Es importante destacar que los capítulos permanecerán los canales digitales para que la audiencia pueda verlos en el momento que desee.